7 cosas que aprender de María Félix

María Félix triunfó y se convirtió en una de las mujeres más relevantes del espectáculo, mas no por su talento como actriz, sino por su fuerza de carácter y extraordinaria personalidad. Aprendamos siete cosas de ella:

 

 

El miércoles pasado publiqué en mi Instagram esta frase: “Como decía María Félix: `Soy un partidazo´”. Esa afirmación la leí al investigar la vida de la Doña, mientras preparaba un ensayo que se publicará en un libro sobre cine. María, en su autobiografía titulada Todas mis guerras, asegura que es un partidazo para cualquier hombre y me parece fantástico que así lo pensara. Afortunadamente, no fui la única, pues mi post tuvo muchos likes, se compartió, se guardó y, lo mejor de todo, es que comenzó una conversación sobre poder expresar pensamientos positivos sobre nosotras mismas. Pero eso no es todo lo que aprendí en esos meses que leí infinidad de historias, reales y no tanto, de esa gran mujer. Aquí te comparto siete que han sido importantes para mi aprendizaje y espero que lo sean para ti también.

1.- No tener miedo de decir lo que piensas. La franqueza y, peor aún, la dureza que podemos identificar cuando escuchamos o leemos lo que decía María, demuestra que a ella poco le importaba agradar. A las mujeres se nos ha enseñado a que nos vemos más bonitas calladitas y la Doña nunca siguió esta regla. Una persona genuina debe poder expresar tanto lo negativo como lo positivo sin temor al qué dirán. Pero si además de eso eres líder, no llegarás muy lejos guardando silencio ante las injusticias, las mentiras o los arrebatos ajenos. Hablar claro y directo, es necesario para triunfar.

2.- Saber valorarte. La modestia está sobrevaluada. De hecho, se nos educa para hablar mal de nosotras. Decir, por ejemplo: que nos vemos como una ballena, si sentimos que un vestido no nos favorece, y nadie respinga. Pero decir que algo nos luce increíblemente provoca que la gente piense que tienes un ego inmenso. ¿Por qué?, me pregunto, si es la verdad. María podía decir que era un partidazo, y no mentía. Sigamos su ejemplo y afirmemos que somos fantásticas sin culpa alguna.

3.- Perseguir tu sueños hasta lograrlos. Si bien la ambición de María fue enorme, nadie puede decir que no la capitalizó. Desear algo es sano y hacer todo lo que está en tus manos para lograrlo, mucho más. A las mujeres no suele frenar un cúmulo de obstáculos, muchos de ellos autoimpuestos. Pero si vamos a aprender algo de esta actriz, es que la fuerza de un anhelo puede mover montañas. Así que empieza por aceptar qué quieres y ve por ello ¡ya!

4.- Usar tu sentido del humor. La ironía fue una característica encantadora de la Doña. Ella mostraba su inteligencia a través de su sentido del humor y lo aplicaba magistralmente. Demos a nuestra vida y a la visión de las cosas un toque de ingenio y comencemos a reír desde ahora.

5.- Practicar la agilidad social. María Félix era capaz de leer a la gente de inmediato. Llegaba a una mesa y en cuestión de minutos identificaba a los personajes importantes que le rodeaban y lo que podían hacer por ella. También aprendía los códigos no dichos en ese proceso, lo que la hacía poder concluir los conflictos e intereses, sin que nadie se diera cuenta. Afilemos nuestro colmillo y pulamos nuestra intuición. Es probable que con la práctica podamos ser mejores en el arte de leer entre líneas.

6.- Hacer que tu belleza se convierta en la mejor arma. Sin duda María era hermosa, pero de nada le hubiera servido sin una personalidad que la llevara a la cima. Cuántas caras bonitas nunca fueron vistas o recordadas. Pero la seguridad y la fuerza interior de la actriz la convertía en un imán para las miradas de hombres y mujeres de todo el planeta. Esa belleza que creó del interior hacia el exterior, hizo que fuera inolvidable. Lo mismo puedes lograr tú.

7.- Crear tus propias leyendas. Si bien María tuvo grandes anécdotas con las cuales corrieron ríos de tinta en periódicos y revistas del corazón, hubo algunas que ella creó para incrementar el interés de la prensa y consolidar su imagen como diva. Atención: no estoy sugiriendo que fabriques mentiras sobre ti, sino que aproveches tus historias positivas y las compartas para darle valor a tus experiencias. No ocultes tus grandes hazañas, es momento de aprender a hacerte promoción para que todos sepamos de lo que eres capaz.

 

#KNOWTHERULES  #BREAKTHERULES

 

 

 

Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest